Fitness
 

¿Entrenar sola o acompañada?

 
 

El entrenamiento es como tu outfit diario: cuestión de gustos.

Por: Fernanda López 31 de julio de 2017

Puede ser que necesites la motivación de una buena amiga para sacudirte la flojera de vez en cuando, o un empujón de tu pareja para disfrutar la compañía mientras te ejercitas… ¿Te identificas o estamos completamente lejos de tus gustos fit? Tal vez eres de las que prefiere meterse por completo en su entrenamiento y utilizarlo para conectar contigo misma. Ambas opciones tienen sus ventajas y elegimos algunas de las que nos compartió Sport Life. 

Sola

Eres tu propia competencia:

El espíritu competitivo es algo completamente natural y, aunque en repetidas ocasiones te hemos dicho que tu mayor rival eres tú misma, puede ser que entrenar acompañada, te haga desviar la atención de tus propios objetivos y desempeño. Entrenar sola te ayudará a mantenerte concentrada en realizar los ejercicios correctamente.

Libre como el viento:

Entrenar sola se resume a traer los tenis en el coche o en la bolsa y escaparte en cualquier rato libre, ya sea en tu break de la oficina, si te cancelaron una cita o se te hizo temprano. Nadie se siente abandonado por ti y tú eres responsable únicamente de tu entrenamiento.

Conecta contigo misma:

Correr o una buena sesión de pesas te ayuda a aclarar la mente, el ejercicio es una gran terapia, y qué mejor forma de meterte en tus propios pensamientos que entrenando sola.

Te decimos porqué una mente fuerte puede ser la clave para conseguir un cuerpo fuerte y tips para entrenarla

Acompañada

 

Compromiso doble:

Ambas partes deben de estar comprometidas con la causa, así sabrás que, además del compromiso que tienes tu cuerpo y tu salud, está el que hiciste con una o más amigas y no se vale dejar plantado a nadie. Así que si te cuesta trabajo arrancar bajo tus propios estándares, empieza a entrenar acompañada.

Nunca falta motivación:

Si algún día te sientes con la pila baja, tu compañera o compañero, tiene la tarea de acabar con tus pretextos y ponerte a entrenar, y cuando sea al revés, tú estarás ahí como un Pepe Grillo fitness.

Competencia sana:

Además de compartir anécdotas, historias y experiencias, al entrenar acompañada es inevitable que haya una ligera competencia, que si sabes llevar y utilizar de forma positiva, le pondrá un toque divertido y retador a tu sesión fitness.

Te damos razones para dejar que tus amigos conozcan tus éxitos

 
 

WH - Comenta esta nota

 

Ago

02

Alimentos que te inflaman
Tener un abdomen espectacular es cuestión de disciplina, tanto en tus entrenamientos como en tu alimentación, pero existen alimentos que te harán una pancita inmediatamente y, aunque solo sea por inflamación, estamos seguras que hay ocasiones en las que definitivamente no querrás contar con ella, así que toma nota de algunos alimentos que te inflaman: sal, pepinillos, brócoli, calabaza, coliflor, lechuga, frijoles guisado y, por supuesto, el alcohol. Ahora ya sabes, si quieres ponerte ese vestido súper ajustado y sentirte ligera, omite estas opciones durante ese día.