Ya completas los kilómetros y te has esforzado mucho. Ahora es tiempo de dominar esta actividad.

Por: @womenshealthmx 13 de octubre de 2017

Virginia Brophy Achman de Twin Cities in Motion (una empresa que organiza maratones en EUA y otras partes del mundo) te ofrece consejos para que empieces y acabes con fuerza.

 

Lee antes de correr

 

Analiza el kit de información de la carrera para que sepas dónde puedes dejar tus pertenencias el día de la competencia, en qué puestos de control ofrecen agua y en qué parte de la ruta hay pendientes. Te sentirás preparada, relajada y segura.

 

 

Sin novedades

 

“No te pongas nada nuevo el día de la carrera y no comas nada distinto la noche antes de competir”, aconseja Achman. Aquello que te ayudó en tus entrenamientos es lo mejor para evitar quemaduras, ampollas y catástrofes con el teléfono.

 

No te detengas

 

No te pares por completo al llegar a un puesto de control: tus músculos se endurecerán. En lugar de ello, corre hasta la segunda o tercera mesa. Escucha lo que dicen los voluntarios (como “agua” o “una bebida rehidratante”) y señala lo que deseas para que el personal sepa que tomarás uno de sus vasos. Luego, camina mientras bebes.