Salud
 

La importancia de tu alimentación para embarazarte

 
 

En el momento que decidas que tu familia necesita un integrante más, es cuando verás todos los beneficios de haber llevado una buena alimentación a lo largo de tu vida, ¿por qué?

Por: @womenshealthmx 7 de marzo de 2017

La nutrióloga Diana Castellanos, quien atiende una gran cantidad de pacientes en la etapa de maternidad, habla en su blog Nut and Food, sobre la importancia de tu alimentación para embarazarte.

“Tú y tu pareja deben de estar en el mejor momento posible para crear vida, y después a través de la alimentación ir nutriendo las necesidades del bebé”, comenta Diana en una publicación acerca del embarazo, pero sobretodo tú como la fuente de alimentación de esa pequeña vida que se está formando en tu pancita, tienes un compromiso aun más grande, pues tu salud también es primordial.

Apoyarte en un profesional del tema te ayudará a llevar un proceso seguro con una evaluación adecuada del número de kilos que puedes subir de manera sana y/o cuántos deberás bajar para seguir en la línea de lo saludable, y si a esto le sumas que la etapa de la maternidad será deliciosa, no hay más que pensar, ¡es hora de correr al nutriólogo! Nadie se niega a un platillo con buena presentación y rico en todas las propiedades necesarias.

Si estás “haciendo la tarea” con tu pareja y ya mueren por embarazarse, Diana te recomienda añadir a tu alimentación:

Vitamina C

Alimentos con altos niveles de vitamina c, aquí encontrarás opciones.

Hierro

Un agua de jamaica podría ser tu gran aliada en este punto, descubre por qué en 10 beneficios poco conocidos de la jamaica

Ácido fólico

 

Conoce los alimentos verdes con más nutrientes

Prepara a tu cuerpo y empieza a disfrutar desde ahorita una de las etapas más bonitas de tu vida, ¡el embarazo!. Lee ¿por qué no deben faltarle vitaminas a tu cuerpo?

 
 

WH - Comenta esta nota

 

Mar

22

No pierdas el ritmo de tu entrenamiento
“Vivimos en un sociedad perfeccionista en la que pensamos que hay que hacer todo o nada”, observa la psicóloga del ejercicio, la doctora Casey Cooper. “Faltar a un entrenamiento puede parecer un fracaso enorme, lo cual suele dificultar el regreso a la rutina”. Tomarte un tiempo de descanso también puede provocar que vuelvas a tu estado sedentario anterior. “Cuando intentas adaptarte a una nueva rutina, hacer una pequeña pausa puede empujarte a un patrón de comportamiento más cómodo y familiar”, opina Cooper. Para no salirte del camino, tu definición de entrenamiento debe ser más flexible. No todos deben ser sesiones largas, incluso 15 minutos de ejercicio aportan grandes beneficios.