¡Todas pasamos por ahí!

Por: @womenshealthmx 16 de octubre de 2017

Tu ciclo menstrual involucra grandes cambios hormonales. “Justo antes de que comience tu periodo, ocurre una baja de progesterona, la responsable de la inflamación, de la sensibilidad de los pechos, los cambios de humor y la irritabilidad... los típicos síntomas del SPM”, afirma la doctora Saleema Nosarka, especialista en medicina reproductiva.

 

En esta fase tu cuerpo acumula mucha agua ya que el estrógeno provoca esa retención de líquidos, sí, es el responsable de la típica “pancita”.

HAZ YOGA

 

Ejercitarte contribuye a nivelar tus índices hormonales y disminuye los síntomas. ¿No estás en condiciones de una sesión de ejercicio intensa? Realiza el deporte o la clase que más se te antoje en el momento, practicar yoga puede ser una excelente opción. Los giros reclinados que se hacen en yoga dan un suave masaje a tus órganos internos.

 

Prueba esto: acuéstate boca arriba. Extiende los brazos ampliamente hacia los lados. Lleva la rodilla derecha hacia tu pecho. Mantenlo por cinco o 10 respiraciones. Con cada inhalación alarga la columna desde la coronilla hasta el cóccix, al exhalar gira la rodilla derecha hacia ese costado de tu cuerpo, luego cambia de lado.

Cómo saber si es tu período o solo un sangrado ocasional.